Un «coco» para octavos

Advertíamos hace escasos días de la dificultad que supondría para el Barça un enfrentamiento contra el Manchester City. Por el estilo de juego y las características individuales de sus jugadores, es el más complicado de cuantos rivales se presentaban en el sorteo.

Si bien es cierto que, a dos meses vista, es imposible adivinar en qué estado de forma llegarán ambos equipos, no se puede obviar el hecho de que el potencial físico, técnico y ofensivo del once de Pellegrini es evidente y es en esa transición, entre la medular y la delantera, donde pueden sacar más partido de las debilidades de la zaga culé. Cualquiera de los tres que ocupa la línea por detrás del único punta es rápido, desequilibrante en el uno contra uno y de clara proyección atacante, además de perfectos especialistas en salir a la contra a gran velocidad.

El contraste con las prestaciones que está dando su línea defensiva es lo que no acaba de equilibrar su balanza como equipo. Azotado por las bajas en el eje central, muestran una preocupante inseguridad a la hora de sacar el balón jugado y suelen tirar la línea muy atrás cuando el rival recupera el balón.

A continuación procedemos a hacer un análisis, por líneas y jugadores, de lo que se encontrará el equipo de «Tata» Martino en su doble enfrentamiento de octavos de final.

Pellegrini apuesta claramente por un 4-2-3-1 y éste acostumbra a ser el once más habitual de los blues :

Portería. Joe Hart ha dejado de ser indiscutible fruto de su irregularidad, lo que ha provocado la aparición del rumano Costel Pantilimon en el once inicial. Están alternando la titularidad en los últimos partidos (Joe jugó ante el Bayern y Costel contra el Arsenal), aunque lo más seguro es que se decante por el inglés en los duelos de Champions League.

Defensa. Es, sin duda alguna, la línea más débil del equipo desde el inicio de temporada. Las lesiones han hecho mella en su pareja de centrales (Kompany-Nastasic). Demichelis, Lescott e incluso Javi García no han dado el nivel esperado como sustitutos. Sin confianza a la hora de sacar el balón jugado y excesivamente replegados cuando el rival tiene el balón, han tenido muchas dificultades con los equipos que les han planteado una presión alta. Kompany y Nastasic llegarán para el duelo de octavos, pero es una incógnita saber en qué estado de forma lo harán.

Zabaleta y Kolarov están siendo regulares en los laterales, teniendo como primera opción de recambio a Micah Richards por la derecha y Gaël Clichy, por la izquierda.

Los dos pivotes centrales (Fernandinho-Touré) no responden al perfil clásico de lo que entendemos como tal. No juegan en paralelo. El brasileño desarrolla la función de enganche entre la defensa y la primera línea de mediocampistas. Es el ancla que asegura el inicio en la transición defensa-mediocampo y un jugador muy importante en los planes de Pellegrini. Yaya Touré tiene más libertad para incorporarse por sorpresa en el ataque, aprovechando los espacios que suelen generarle los tres mediapuntas. En el City ha logrado un status del que carecía en Barcelona. Ha incrementado su aportación goleadora e incluso tiene cierta jerarquía a la hora de lanzar las faltas y los penaltis. Javi García y Milner son los recambios en esta zona central, si bien el inglés está sancionado y no podrá disputar el primer partido.

La línea de tres jugadores por detrás del punta la forman Navas, Agüero y Silva. Navas es más peligroso en carrera  que en estático. Suele romper en velocidad  y es letal en las contras, también por su exquisita precisión en el centro. Silva es el elemento más combinativo del trío; siempre encuentra el pase justo y necesario a la espalda de los centrales y tiene una perfecta sintonía con Agüero. El «Kun» está lesionado y los pronósticos dicen que estará un mes de baja. Llegará sin problemas al choque en el Etihad. Agüero, sobradamente conocido por su exitosa estancia en España, es el jugador de mayor calidad. Rápido, potente y letal en el uno contra uno, lleva la campaña más prolífica desde que llegó a Manchester: 12 goles en la Premier y 5 en la Champions League. Nasri, muy irregular en su rendimiento, se alterna en minutos y partidos jugados con los dos españoles. Es un jugador tan técnico como inconsistente en ritmo e intensidad de juego.

Negredo está ganando la batalla por la titularidad, como delantero centro, a Edin Dzeko. Potente en el juego aéreo y excelente rematador, se entiende y asocia a la perfección con Navas, Silva y el argentino, que suele aprovecharse del trabajo que tienen los centrales en el cuerpo a cuerpo con el «9» español. Quedan como suplentes de lujo Jovetic (ex de la Fiorentina), el joven Jack Rodwell y el ex del Feyenoord, John Guidetti.

Comparte este artículo

Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Share on pinterest

Artículos relacionados

Artículos recientes

Síguenos