Roger Federer

Sencillos pero enormes tesoros

Todos los deportistas que hoy colman portadas fueron, en su día, niños. Muchos de ellos, lógicamente, hicieron guardias cargados de

wimbledon

Dos funambulistas en Wimbledon

Ahora que los focos de la rivalidad Nadal–Federer se van apagando (no se enfrentan desde hace un año), toca echar

federer

Y Federer regresó a Barcelona

El cielo azul intenso y el dulce sol de aquella primavera tampoco quisieron perderse la cita y allí acudían, junto

En esta sección: