En el primer partido ante un rival cualificado de la temporada, el Barcelona naufragó, estrenó su casillero de derrotas y recibió el primer aviso. Desnudó el PSG a los azulgrana (3-2), que se mostraron erráticos en defensa y con pocas soluciones en ataque. Ni siquiera se salvaron los de Luis Enrique a base de solvencia en la retaguardia, porque hoy encajaron tres goles frente a un rival que acabó generando mucho peligro a la contra, muy bien dirigidos por Javier Pastore.

La tibieza defensiva del Barcelona le condenó ya en la primera parte. Errores en acciones de balón parado y pérdidas, sobre todo por parte de Busquets, cerca de la frontal animaron a los parisinos a creerse con opciones a llevarse el partido desde el principio y eso que no jugaban dos de sus principales puntales, uno adelante (Ibrahimovic) y otro atrás (Thiago Silva).

En el primer error, de Mascherano, David Luiz marcó. El brasileño controló un servicio de Lucas Moura de falta y remató cruzado (m.10). La suerte para el Barça es que, en su mejor jugada, empató prácticamente un minuto después, en una maravillosa combinación al primer toque entre Neymar, Iniesta y Messi que concretó el astro argentino.

En un minuto el Barça estaba como al principio. Creyó más en su fútbol, controló, pero sin ocasiones, frente a un rival que ofrecía trabajo y desgaste en la medular y velocidad por medio de Moura en ataque.

El problema para el Barça es que en un segundo error, el PSG volvió a marcar. Esta vez tras el lanzamiento de un corner en el que Rakitic erró y Ter Stegen se quedó a media salida. Verratti conectó un remate de cabeza y adelantó nuevamente a su equipo. En 26 minutos, el equipo de Luis Enrique, que no había cedido ni un gol en toda la temporada, había encajado dos, pero lo peor era esa sensación de fragilidad que ofrecía su defensa, donde Mascherano no tuvo su mejor día y Alba sufría cada vez que Lucas Moura le encaraba.

Antes del descanso, quien más cerca estuvo del gol fue Mascherano, en un acción de estrategia. El Barça dio un par de pasos hacia adelante y el PSG reculó sobre la meta de Sirigu, pero los azulgrana solo llegaron por medio de un lanzamiento de falta de Leo Messi.

Con el 2-1, los de Laurent Blanc ya buscaron las contras, a esperar el error de los azulgrana y a jugar a la carrera, bien comandados por Pastore y con Lucas Moura y Cavani como estiletes.  Con poca creación y sin la aparición de los ‘cracks’, el Barça jugó muchos minutos de fútbol plano y a las primeras de cambio en una jugada por la derecha de Van der Wiel llegó el 3-1 tras un remate en el segundo palo de Matuidi.

Como si de un ciclista haciendo la goma en un puerto de categoría especial, la reacción del Barça llegó de inmediato, en un remate de Neymar (m.56) que descontó en el marcador. En el momento de la verdad y con media hora por jugarse , Luis Enrique rehizo su idea y puso en juego a Munir por un desdibujado Pedro y después le dio el timón a Xavi, quien entró por Rakitic.

Pero el gol no llegó. Alba no acertó a rematar a ocho minutos,  Munir disparó al palo a cinco de la conclusión y Sandro, en la más clara y ya en tiempo añadido, tampoco vio puerta. El Barça acabó jugando con dos defensas, pero perdió. Una derrota preocupante, ante el primer rival de entidad de la temporada. Primer aviso.

Ficha técnica

3 – Paris Saint Germain: Sirigu; Van der Wiel, Marquinhos, David Luiz, Maxwell; Motta, Verratti (Cabaye, min.71),  Matuidi; Pastore (Chantôme, min. 86), Lucas Moura (Bahebeck, min. 90)  y Cavani.

2 – FC Barcelona: Ter Stegen; Alves (Sandro, min. 83), Mascherano, Mathieu, Alba; Busquets, Rakitic (Xavi, min. 69), Iniesta; Pedro (Munir, min.62), Messi y Neymar

Goles: 1-o, min. 10: David Luiz. 1-1, min.12: Messi. 2-1, min. 26: Verratti. 3-1, min.54: Matuidi. 3-2, min.56: Neymar.

Árbitro: Nicola Rizzoli (ITA). Mostró cartulina amarilla a  Alves (min .8), Verratti (min.28), Matuidi (min. 44) y Van der Wiel (min. 66).

Espectadores: Unos 49.000. Parque de los Príncipes.

Lee el 1×1 del PSG – Barça