NFL Playoffs, versión 2013

nfc

National Football Conference

  • NFC North: Detroits Lions (7-6). #4 seed. Los Lions siguen siendo el mismo equipo inconsistente que han sido durante los últimos años, pero este año cuentan con una ventaja fundamental: los Packers (6-6-1), a pesar de la inminente vuelta de Rodgers, se encuentran casi noqueados. Por si fuese poco, la lesión del intermitente Jay Cutler ha dejado también tocados a los Bears (6-6) y Minnesota (3-9-1) no ha podido mantener el nivel del año anterior. La aerolínea Stafford-Johnson es la más prolífica de la liga y en ella se basan todas las esperanzas de Detroit para llegar a pasar siquiera la primera ronda. Parecen claros candidatos a irse a casa a la primera. 
  • NFC East: Philadelphia Eagles (8-5). #3 seed. Menuda temporada para los equipos de una de las mejores divisiones de la Liga. Los Giants (5-8) han estado horrorosos (acabarán eligiendo un quarterback en el draft para dar presión a Eli Manning), los Redskins (3-10) han tocado fondo con un Griffin que nunca ha alcanzado el nivel de la temporada pasada y los Cowboys (7-5) no acaban de dar el paso a pesar de tener la mejor plantilla de toda la división. La lesión de Vick, eterna promesa de los Eagles, se ha acabado convirtiendo en la mejor noticia para los de Philadelphia: su relevo, Nick Foles, ha estado a nivel de MVP desde que tomara las riendas del equipo. Son una amenaza para cualquiera, pero están un par de peldaños por debajo de Seattle y a uno de los Saints.
  • NFC South: New Orleans Saints (10-3). #2 seed. Los Falcons (3-10) han pasado de tener el mejor récord el año anterior a desmoronarse por completo en este. Dos potencias se han hecho con el control de la división: los Saints, que siempre estuvieron, y los Panthers (9-4), que parece que por fin llegan. El quarterback de las panteras de Carolina, Cam Newton, ha estado espectacular esta temporada y una defensa férrea (de las cinco mejores de la Liga) los convierte en un equipo peligrosísimo. Mientras tanto, los Saints, más maduros y con un quarterback casi siempre fiable y una remodelada defensa, son una opción casi segura para el partido de conferencia y una muy buena apuesta para la Super Bowl siempre que no tengan que pasar más por Seattle.
  • NFC West: Seattle Seahawks (11-2). #1 seed. Menudo equipo y menuda división. Los de Seattle son el equipo más completo de toda la liga y tienen casi asegurado jugar en casa los dos partidos que preceden a la Super Bowl. Nadie ha conseguido ganarles en su casa en más de un año. Russell Wilson, su quarterback, ha liderado de forma sensacional un conjunto seguro y letal en ataque, mientras que los cornerbacks y los safeties son lo más parecido a un cerrojo que existe en el fútbol americano. Su mérito también se encuentra en la dificultad de la división: los 49ers (9-4) han tenido problemas en ataque que parecen ya solucionarse y siguen siendo un enorme equipo; los Cardinals (8-5) bajo Bruce Arians han cogido un buen ritmo en los últimos partidos; y los Rams (5-8) son mucho mejor equipo de lo que su récord demuestra. A falta de una sorpresa monumental, Seattle es lo más cercano a una apuesta segura para llegar a la Super Bowl de Nueva York.
  • #5 seedCarolina Panthers (9-4), NFC South. Carolina es un conjunto que puede ganar a cualquiera, pero que sólo parece superior a los Lions de los seis equipos que asistirán a los playoffs por parte de la NFC. Cuenta con la suerte de que si cumple los trámites que le quedan visitará a ese equipo en la Wild Card Round. Más allá del partido en la Motor City, no hay nada asegurado para los de Cam Newton. Volver al Superdome de Nueva Orleans parece su destino más probable y, hoy por hoy, se antoja una tarea demasiado complicada para ellos.
  • #6 seed: San Francisco 49ers (9-4), NFC West. Los de la bahía no han sido ese equipo descomunal que llegó hasta la pasada Super Bowl, pero en las últimas semanas no se han quedado demasiado lejos. Kaepernick, ese quarterback suplente que el año pasado sorprendió a todos, se ha visto afectado por las bajas por lesión en su cuerpo de receptores y por la mejora de las defensas frenando sus frecuentes carreras. No son los favoritos, pero sería aventurado dejarlos fuera de la carrera hacia el campeonato. Ahora mismo sólo parecen peores que Seattle y al mismo nivel que los Saints. Los Panthers, a pesar de que los derrotaron, despiertan más dudas en post-temporada. Existe una probabilidad bastante elevada de que acaben visitando a los Seahawks en la ronda divisional y de ese duelo muy posiblemente salga el contendiente de la NFC para la Super Bowl.

Menciones de (des)honor:

  • El equipo de Washington ha sido un verdadero desastre esta temporada. Robert Griffin ha estado mal, pero no ha sido ni de lejos el peor de su equipo. Su defensa es de las peores de la Liga y su ataque, lo más dinámico que existía en la Liga el pasado año, no ha mostrado chispa alguna. Si Griffin vuelve a sus fueros, tienen una base sólida para crecer. Sin embargo, quizá ya no cuenten con Shanahan, su entrenador.
  • Los Falcons se beneficiaron la temporada pasada de un calendario benévolo cuanto menos para acabar 14-2. Cabe decir que los dos mejores receptores del equipo no han estado prácticamente durante toda la temporada, pero nada parece funcionar en ese equipo que arrasaba en 2012. Podrán reforzarse sin duda en el draft y habrá que tenerlos en cuenta para el futuro.

Comparte este artículo

Artículos relacionados

Artículos recientes

Síguenos