Clásico: Neymar brilla y Alexis ejecuta

clásico
Jugó al despiste Carlo Ancelotti toda la semana para dar la sorpresa con la alineación: tres centrales y dos laterales profundísimos para sumar más velocidad a sus tres puntas de lanza. En defensa, el plan era una presión alta sobre la posesión rival desde el primer minuto. Mientras tanto, Martino optó por Cesc en ataque en detrimento de Pedro o Alexis, consciente de la importancia de la posesión en la tarde de hoy. Lo más sonado en defensa quizá fue que Bartra, descartado, acompañó a Tello en una grada con mosaico de apoyo a Tito pero sin niños pequeños.

El tanteo de los primeros minutos sirvió para mostrar lo que se sospechaba: el Madrid le regalaría el balón al Barça a condición de poder sorprender en algún robo y salir como cohetes. El problema es que los del Tata también saben apretar tuercas cuando no controlan el esférico. La presión le funcionó mejor a los locales y, fruto de ella, Busquets birló un balón que sirvió para que Iniesta se internara hasta el área rival y asistiera a Neymar para marcar de suave rosca. El brasileño se sumó a la nómina de ilustres debutantes goleadores en un clásico.

El gol desarboló a los blancos y el equipo local intensificó su dominio, siempre buscando pases entre lineas para evitar perderla en zonas comprometidas y anular así la mejor arma rival. Con una doble polémica —agarrón de Carvajal a Neymar cuando se iba solo y una mano en el área de Adriano— que Undiano prefirió ignorar llegó el descanso.

El Madrid ya no quiso esperar más en la reanudación. Estiró sus lineas, buscó más velocidad en las bandas y se apróximó más al área. La entrada de Illarramendi por un Ramos que jugueteó con la expulsión le dio más consistencia al juego visitante. El Barça también tuvo sus ocasiones al contrataque, como un tiro al muñeco de Neymar, contestado al momento por otro de Cristiano en el que Valdés se lució y por un penalti a Cesc que solo se repitió una vez por televisión.

Momento en que Pepe pisa a Cesc en el área madridista.
Momento en que Pepe pisa a Cesc en el área madridista.

Que el partido se moviera en la incertidumbre no le gustó al Tata Martino, que dio entrada a Alexis por un agotado Cesc. Fue en ese momento cuando el Barça lo pasó peor, con un cañonazo de Benzema a la cruceta precedido por un «desmayo» de Cristiano en el área blaugrana. Pero Alexis había salido para decidir el partido: recogió un servicio en largo de Messi, mareó con la cintura a Varane y colocó una suave vaselina desde fuera del área sobre la salida de Diego López.

Aún quedó tiempo para asistir a un caño antológico de Alves sobre Ronaldo, a otra gran intervención de Valdés y al gol de otro debutante en los clásicos, Jesé, pero el enésimo partido del siglo terminó, esta vez sí, en el minuto correcto del añadido.

Ficha Técnica

Estadio: Camp Nou, 98.671 espectadores

Árbitro:  Undiano Mallenco. Amonestó a Busquets (6′), Ramos (13′), Adriano (34′), Bale (44′), Khedira (58′), Marcelo (63′) y Ronaldo (79′).

FC Barcelona: Valdés, Alves, Piqué, Mascherano, Adriano, Busquets, Xavi, Iniesta (Song 76′), Cesc (Alexis 69′), Messi, Neymar (Pedro 83′).

Real Madrid: Diego López, Carvajal, Ramos (Illarramendi 55′), Pepe, Varane, Marcelo, Khedira, Modric, Di María (Jesé 75′), Bale (Benzema 60′), Cristiano Ronaldo.

Goles: 1-0 Neymar (19′), 2-0 Alexis (78′), 2-1 Jesé (91′)

Lee aquí el 1×1 del clásico

Comparte este artículo

Artículos relacionados

Artículos recientes

Síguenos