Un gran Messi conduce la goleada del Barça

El Barça sigue creciendo y se consolida con paso firme en la punta de la Liga después de su victoria en el estadio Ciutat de València por 0-5. Hoy, ante un Levante que decidió plantar un muro de notables dimensiones frente a su portería, el once de Luis Enrique resolvió el encuentro frente al equipo valenciano a base de tesón y de sobrepasar el entramado defensivo gracias a uno de esos chispazos que se ven cada vez con más frecuencia cuando conectan Messi y Neymar.

Antes del 0-1, que llegó en el minuto 34, el conjunto local no puso nada fáciles las cosas al líder. Mendilíbar, escaldado por las diferentes goleadas ante el Barça con Valladolid y Osasuna, optó por dejar de lado el fútbol alegre que suele practicar y prefirió estacionar un autobús como barrera para frenar el juego del Barça. Y le funcionó, al menos durante unos minutos.

Pese a todo, el Barça dispuso de oportunidades claras para adelantarse en el marcador, como un disparo de Jordi Alba que salió desviado en el minuto 16 y otro, poco después, de Neymar que rechazó el portero Jesús. El dominio culé era claro, aunque dos errores de Mathieu supusieron otros tantos sustos para el marco de Claudio Bravo que debieron corregir sus compañeros.

Y en estas que Messi, muy activo y enchufado durante todo el partido, decidió lanzar un magistral servicio en profundidad para que Neymar, que le había indicado el desmarque, driblara a Jesús y adelantara a su equipo.

Seis minutos después, en el cuarenta, el crack argentino recibe un balón en el interior del área pequeña, supera a dos defensas y uno de ellos, Vyntra, le derriba. González González expulsó al central levantinista y señaló un penalti que Messi lanzaría desviado. El disgusto duraría bien poco, puesto que instantes antes de llegar al descanso, un gris –para lo que estamos acostumbrados– Rakitic engancharía un descomunal disparo que acabaría por sentenciar el encuentro. 0-2 y a la ducha.

Tras la reanudación, lo más destacado sería la lesión de Neymar a los cinco minutos. Abandonó el césped enfadado, seguramente porque no era para tanto, y Luis Enrique decidió sustituirle por Sandro. Y fue Sandro quien, en uno de los primeros balones que tocó, anotó el tercer tanto y aportó el toque goleador canario que Pedro era, al menos hasta entonces, incapaz de proporcionar.

Sin embargo, la negativa racha el tinerfeño iba a acabar pronto cuanto Pedro remató una magnífica jugada colectiva del equipo, que a esas alturas bailaba a un Levante que ya había bajado los brazos. A partir de ahí, descanso para Iniesta y Busquets y el premio del gol para un enorme Messi, que aprovechó un error de los locales para superar por alto y de forma suave a Jesús.

Tras el arrollador triunfo del Real Madrid en Riazor y el empate del Atlético de Madrid, el Barça ha sabido responder con solvencia en un campo donde muchos equipos sufren, y podrá afrontar desde lo más alto de la tabla y con más ventaja la jornada intersemanal que le llevará a Málaga, en el que será el segundo partido que disputará como visitante de forma consecutiva.

FICHA TÉCNICA

Estadi Ciutat de Valencia: Unos 20.000 espectadores.

Árbitro: González González (castellano-leonés). Amonestó a Mascherano (36′), Morales (39′), Busquets (43′). Expulsó por tarjeta roja directa a Vyntra (40′).

LEVANTE UD: Jesús; Pedro López, Héctor, Vyntra, Toño; Diop (Sissoko, 61′), Simao; Camarasa, Morales (Ivanschitz, 57′), Barral (Rubén, 70′) y Casadesús.

FC BARCELONA: Bravo; Alves, Mascherano, Mathieu, Alba; Busquets (Xavi, 61′), Rakitic, Iniesta (Sergi Roberto, 70′); Pedro, Messi y Neymar (Sandro, 50′).

Goles: 0-1 (Neymar, 34′); 0-2 (Rakitic, 44′); 0-3 (Sandro, 56′); 0-4 (Pedro, 63′); 0-5 (Messi, 76′).

Foto: as.com

Lee el 1×1 del Levante-Barça

Comparte este artículo

Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Share on pinterest

Artículos relacionados

Artículos recientes

Síguenos