El cambio generacional: centrocampistas por delanteros

El debut del joven atacante Adama Traoré ante el Granada ha permitido esbozar esa sonrisilla placentera entre los barcelonistas amantes de la cantera, esos que se congratulan de que el equipo, además de jugar bien y ganar, lo consiga con jugadores de la casa. Ahí es nada. Esos que últimamente andan despistados con el caminar del equipo del Tata Martino, por ahora más resultadista que vistoso.

Y es que posiblemente lucen más y más rápido los Adama, Sanabria o Sandro, atacantes rápidos, hábiles y contundentes que deslumbran al aficionado del Camp Nou desde el principio, al estilo de las sensaciones vividas en el pasado con las llegadas de los Tello o Cuenca. Más complicada se presenta la espera de un delantero centro de la casa -una difícil empresa pues el club siempre ha contratado a primeras espadas internacionales en esa posición-, después de las fallidas experiencias de los arietes que venían de la cantera rompiendo estadísticas como Bojan o Sergio Garcia, por ejemplo.

Pero si el Barça quiere mantener el estilo dibujado por Cruyff requiere con más urgencia a los Sergi Roberto, Samper, Espinosa o Joel Huertas, porque el centro del campo es la piedra filosofal de ese tipo de juego. Y Xavi e Iniesta, sobre todo el primero, aún no han podido señalar al jugador que se ocupará del relevo generacional. Todavía no ha se reproducido aquella conversación que Guardiola tuvo con Xavi: “tú me vas a enviar al retiro. Pero este chico (Iniesta) nos va a retirar a todos”.

Este será el momento clave para el futuro del Barça. Si es que el club quiere seguir perpetuando el modelo iniciado por Cruyff, aplicado por Rijkaard y sublimado por Guardiola.

LA TRANSICIÓN DESDE DENTRO DEL PRIMER EQUIPO

Con Xavi apagándose y entrando en demasía en las rotaciones, en la actual plantilla del primer equipo no se vislumbra ningún jugador que pueda hacer las veces de organizador total del equipo.

Iniesta está asumiendo ese rol cuando se le requiere, pero no es el más indicado, pues se pierde su influencia en tres cuartos de campo.

Cesc, aunque lo pudo hacer más en sus inicios que desde su vuelta de Inglaterra, no se siente cómodo en esa demarcación. Tras el partido contra el Granada él mismo recalcó que debe acostumbrarse a la posición de interior.

El tercero en discordia es Sergi Roberto, que pese a tener ficha del primer equipo, no está contando con la confianza del entrenador. Así que no podemos más que intuir lo que puede ofrecer.

RENOVAR CON LA CANTERA

Si se quiere persistir en el modelo, tal vez sea hora de dar empujoncitos hacia arriba a los futuros centrocampistas que vienen pisando fuerte y con mucha calidad desde las inferiores. Es trabajo del entrenador de la primera plantilla llevar esta transición de la mejor manera posible. En todo caso, en la primera temporada al frente del equipo, seguramente no sea el momento elegido por el ‘Tata’ para acometer esta renovación.

FOTO vía FCBarcelona.com

Comparte este artículo

Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Share on pinterest

Artículos relacionados

Artículos recientes

Síguenos