Benedito: «El coste de Verratti no estaría lejos del de Arda»

Su sede electoral es un ir y venir de gente, medios de comunicación y curiosos que quieren conocer el museo sobre el Barça que ha instalado en la segunda planta y que, más allá de la simpatía por el candidato o su propuesta, vale la pena visitar. Agustí Benedito se siente cómodo en ella, con ganas de afrontar el desafío del 18 de julio y con la tranquilidad de quien está seguro de sus posibilidades.  

– ¿Se ve ganador?
– No me veo ganador, pero lo que sí veo es que tenemos opciones de ganar porque van a ser unas elecciones muy abiertas en las que 15.000 votos pueden elegir al presidente.

– Ya han empezado a sonar rumores de pactos, pero siempre ha dicho que usted no pactaría. ¿Lo mantiene?
– No pactaré, seguro. A estas alturas es normal que haya gente que pueda pensar que esos pactos se van a producir, pero lo cierto es que no los habrá por mi parte.

– Pero existe la impresión en el ambiente que con cuatro candidaturas Bartomeu tiene mucho ganado…
– La impresión que tengo yo es la que me genera mi acercamiento a la realidad y el conocimiento de los barcelonistas. Intento no especular con esas cosas, sino ganar las elecciones.

– ¿Es posible luchar contra un candidato que parece tener el aparato del club de su lado?
– Es absolutamente factible. Es más, el aparato se ha acabado con la presentación de las firmas. Sin ese aparato y sin las peñas, Bartomeu habría recogido menos firmas que nosotros. De hecho, ha perdido más de 4.000 en relación a las de Sandro Rosell en 2010, y por entonces no mandaban. Lo que hará que sean unas elecciones abiertas será la baja participación; eso es lo que les hará perder las elecciones.

La utilización del tema Arda por la comisión gestora ha sido burda y desleal

– ¿Votará mucha menos gente?
– Seguro. Han buscado descaradamente una participación menor que la de 2010, por eso han elegido un sábado del mes de julio.

– Hace unos días circuló una encuesta que le situaba segundo. ¿Sabe algo de ella?
– No, no sé de dónde salió. Esa encuesta me llegó por diferentes vías, pero ni daban la fuente ni tampoco explicaban la ficha técnica. Mi sensación es que Laporta y Bartomeu están delante, pero no demasiado. Meses antes de las elecciones se decía que Laporta arrasaría de presentarse, pero me parece que le está costando más de la cuenta.

– ¿Va a hacer Benedito alguna encuesta?
– No. La última que hicimos y presentamos fue antes de la final de Berlín y no creo que hagamos más.

– ¿El apoyo de Seguiment FCB es un caramelo demasiado goloso para el resto de candidatos?
– Mire, yo a la gente de Seguiment FCB le tengo mucho respeto. He conocido a algunos de ellos en los viajes del equipo y lo que han hecho tiene mucho mérito, pero les he oído decir que gracias a ellos los candidatos han incorporado sus propuestas a sus programas. No sé qué ha hecho el resto, pero nosotros llevamos trabajando en el tema de los desplazamientos sin agencia propia desde hace mucho tiempo.

– ¿Considera que el apoyo que recibieron puede actuar como una bolsa de votos?
– No lo tengo muy claro. El grupo está formado por perfiles muy diversos de gente, pero no creo que sea un grupo capaz de mover sus votos de forma unánime en favor de uno u otro candidato.

– Aun así, presentaron más de 2.000 firmas…
– Ese resultado tiene sentido por la unidad que han mostrado en Facebook en relación a sus dos propuestas; se conocen entre ellos desde hace tiempo, las han trabajado mucho y tienen mucha motivación. Es algo heroico, si quiere, pero si trasladamos sus opiniones a una encuesta de voto no sé qué resultado saldría. No sé qué piensan ni tampoco si han hecho esa encuesta.

– ¿El Barça está económicamente tan bien como explica la junta saliente?
– Tengo mis dudas. Es normal que pretendan transmitir eso, pero lo cierto es que los últimos tres ejercicios han estabilizado los ingresos en torno a los 480 millones. Ahora hablan de 600 por el impacto que ha generado ganar la Champions League, pero el incremento de ingresos menos el gasto, y una vez descontado el efecto de los traspasos, da como resultado un beneficio de 50 millones de euros en los últimos cuatro años.

– ¿Esas dudas son las que le hacen replantearse el Espai Barça?
– Todos tenemos un nivel de tolerancia al riesgo diferente. El estudio que presentamos ayer sobre las desviaciones presupuestarias en los últimos estadios construidos en Europa hace que tenga que estar muy seguro antes de acometer un proyecto así. No lo tengo claro, la verdad. Nosotros proponemos construir el Miniestadi y el Palau Blaugrana con una inversión de 120 millones de euros que ahora sí podemos pagar, pero el asunto del estadio lo atacaríamos cuando el club tenga una situación financiera más sólida. Bartomeu habla del Espai Barça con una alegría que yo no tengo en absoluto clara.

– ¿Qué hacemos entonces con el Camp Nou?
– El Camp Nou necesita una actuación muy importante, pero antes hay que definir qué hacemos: remodelación, un estadio nuevo en el emplazamiento actual… Y sobre todo, es preciso hacer que el Barça tenga una potencia financiera mayor que nos permita no asumir demasiados riesgos.

– Hoy ha sido presentado Arda Turan. ¿Cómo califica todo el proceso de su fichaje?
– La utilización del tema Arda por la comisión gestora ha sido burda y desleal. Me parece una falta de respeto nunca vista en un proceso electoral poner el club al servicio de un solo candidato. La gestora nos preguntó a los cuatro candidatos qué opinábamos; tres dijimos que no y uno que sí. ¿Qué han hecho? Hacer caso a Bartomeu. Me parece increíble que para conseguir una foto se realice una inversión de 41 millones por un jugador de 29 años que recaerá sobre el ejercicio de un presidente que responderá con su patrimonio dentro de 10 días.

– ¿Le parece un buen fichaje?
Arda Turan es un jugador extraordinario, pero nosotros hemos dicho ya que tenemos como opción número uno a Marco Verratti. Hemos hablado con su representante varias veces y el jugador quiere venir.

– ¿Verratti es factible o es un brindis al sol?
– No, yo no hago brindis al sol. Verratti no vendría ahora sino en verano, como tampoco vendría ahora Pogba, del que tanto se habla. Es cierto que el PSG no quiere vender, pero si el jugador quiere venir… y puedo asegurarle que tiene muchas ganas. Eso sí, primero hay que ganar la presidencia y después habrá muchas semanas y meses para trabajar en la incorporación de un futbolista de 22 años y cuya cifra de traspaso no estaría muy lejos del de Arda.

– ¿Habla de 40 millones?
– Digo que no estaría muy lejos del coste de Arda Turan, porque todo depende de la voluntad del jugador. Y nadie quiere a un futbolista que no desea quedarse en su club.

– ¿Por qué Verratti?
– Porque es el nombre que nos ha propuesto nuestra secretaría técnica. Tengo que decir, de todos modos, que hemos hablado con entornos de más jugadores, también de la liga española.

– Pero es el único nombre que has puesto sobre la mesa…
– Porque lo sacó a relucir el diario Sport ligándolo a otro candidato.

– ¿Y el secretario técnico?
– No lo saqué yo, pero lo que más se acerca es Monchi. Siempre he dicho que tiene un activo superatractivo para el Barça y sería mi opción número uno, pero Monchi es muy sevillista, está muy bien en el Sevilla y le quieren mucho allí. Lo sé porque me lo ha dicho él mismo, pero si soy presidente intentaré hablarlo con él.

Lo primero que haré si gano es pedir el contrato con Qatar

– Sor Lucía Caram con Bartomeu, Mossén Ballarín con Laporta… ¿No tiene usted el apoyo explícito de algún Religioso?
– ¿Quién dice que no?

– No lo sé, pregunto…
– Nos ha apoyado un obispo, como también lo ha hecho mucha gente muy conocida. La diferencia es que nosotros no lo decimos.

– ¿Qué es lo primero que hará si gana las elecciones?
– Pedir el contrato de Qatar. Quiero verlo porque me preocupa y siento mucha curiosidad. Nadie lo ha visto aparte de dos o tres personas y yo quiero saber qué dice ese contrato.

– Si no gana, ¿volverá a intentarlo?
– No lo sé. Piense que hablamos en teoría de cinco años y once meses a partir de ahora. Y digo en teoría porque a menos que gane Freixa, seguirá habiendo guerras y a saber cómo acaba todo. Este mandato, sin ir más lejos, no se ha agotado; hubo un presidente que no terminó y los dos últimos están imputados con riesgo incluso de penas de prisión.

– Robert Blanch demanda a Jordi Cases, hablan de la imputación de Laporta e incluso de una nueva demanda que afectaría a otro candidato ¿Acabará esto algún día?
– De momento parece que me salvo yo…

– ¿Seguro?
– Hombre, demandarme pueden. De hecho, me amenazaron con una demanda que no llegó nunca.

– ¿Afectará esto a la campaña electoral y a la decisión de los socios?
– Lo de Laporta no influirá porque he leído que han suspendido las declaraciones para no interferir en la campaña. Respecto a la otra demanda, no tengo ni idea de si tendrá repercusión en ella. La verdad es que estamos en un nivel de saturación de este tipo de cosas que no sé si puede influir.

No sé por qué deberíamos conformarnos con un euro menos que el United

– ¿Qué medidas sugiere para llenar el estadio?
– Entre las cien propuestas de nuestro programa figura una muy clara: garantizar un mínimo de 10 partidos con un 50% de descuento –como poco– para los socios no abonados. Más allá de eso, es necesario revisar la política de ticketing del club. No puede ser que tengamos una media de 25.000 asientos vacíos mientras hay miles de barcelonistas que quieren entrar y no pueden por un tema de precio. Teniendo tantos asientos vacíos y habiendo demanda, no puede ser que alguien tenga que gastar 100 euros para ver un partido o el doble o el triple si va con su pareja o dos amigos. Hay que encontrar una fórmula diferente para que quien quiera ir al Camp Nou, pueda hacerlo.

– ¿Y qué ocurre con los abonados que no van ni recurren al seient lliure?
– La verdad es que la inmensa mayoría de abonados que no van al estadio ponen su asiento en el seient lliure. El problema es que en un gran porcentaje no se venden. Hay que trabajar para que se vendan todos esos asientos libres.

– ¿Es caro ir al Camp Nou?
– Sí, por eso tenemos que tener políticas mixtas y para partidos que, además de los socios no abonados, nos permitan tener un mayor ajuste entre demanda y oferta, tal como hacen otros clubes.

– Uno de las aspectos ligados a este asunto es la lista de espera para obtener un abono. ¿Se puede ser más transparente?
– Seguramente, aunque la gestión de la lista ha mejorado bastante respecto a la etapa anterior. No hay que olvidar que no se puede obligar a un socio abonado a dejar de serlo, por lo que se puede incidir poco. ¿Cómo evacuo más abonos? Imposible a menos que dejen de pagarlos.

– ¿Controlando la reventa de abonos?
– Eso sí es preocupante, porque no es un tema de 1.000 euros, sino un negocio que está generando de 8 a 10 millones. Creemos que se pueden hacer cosas que hoy por hoy no se llevan a la práctica.

– ¿Qué hará con Barça TV?
– Intentar recuperar su gestión. Barça TV es un gran generador de contenidos y en un estado donde queremos tener una penetración global, un generador así permite establecer alianzas con otros operadores. Costará dinero, pero si llevamos a cabo una política global que Barça TV acompañe a otras áreas puede ayudar mucho. Hay que poner Barça TV al servicio de la estrategia del club porque es un instrumento que no estamos aprovechando.

– Volviendo al dinero, ¿tiene ya patrocinador?
– Hace tiempo que trabajamos y hay varias compañías con las que hemos hablado mucho. Llegar a un acuerdo ahora es imposible, pero es que además no lo haría siendo candidato porque sé que como presidente lograría un mejor acuerdo.

– ¿Mejor que el que propone Bartomeu con Qatar?
– Yo tengo al Manchester United como referencia y no sé por qué deberíamos conformarnos con un euro menos que ellos. No digo que lo consiga, pero somos el mejor equipo de los últimos diez años y tenemos que aprovecharlo.

Comparte este artículo

Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Share on pinterest

Artículos relacionados

Artículos recientes

Síguenos