Bartomeu fulmina a Zubizarreta

Horas después de que Andoni Zubizarreta admitiera su responsabilidad en el ‘caso La Masía’ y recordara que por aquel entonces Josep Maria Bartomeu era el vicepresidente deportivo del club, el director técnico del Barça ha sido destituido de su cargo, lo cualha desencadenado en la dimisión de su cargo de Carles Puyol, desde hace unos pocos meses asistente de Zubizarreta.

Zubi era el paraguas de la directiva, el responsable de la mala gestión deportiva, criticado por todos y únicamente defendido -hasta hoy- por Bartomeu, con quien había compartido horas de negociación cuando ambos trabajaban codo con codo en el área deportiva.

Pero se ha acabado. En un breve comunicado, el Barça ha anunciado la rescisión del contrato de Zubizarreta: «El presidente, en nombre de la Entidad, agradece a Andoni Zubizarreta su aportación, dedicación y profesionalidad en estos últimos cuatro años al frente de la dirección de fútbol del Club«.

Zubizarreta llegó al Barça de la mano de Sandro Rosell en el verano de 2010. Fue fichado, más que por sus desconocidas virtudes, para servir de enlace con Pep Guardiola, con quien por aquel entonces se le adivinaba en buena sintonía, pero no funcionó. El bajo perfil de Zubizarreta ya le venía bien a la directiva de Sandro Rosell. El entonces presidente solo tuvo en cuenta a Andoni en una ocasión, cuando Pep decidió marcharse y Zubizarreta propuso a Tito Vilanova como sucesor en el banquillo.

Pero se quedó al margen en otras grandes decisiones en las que Rosell ejercía de presidente y de director deportivo, como en la contratación de Neymar o en la del ‘Tata’ Martino. Zubizarreta paga los platos rotos de la crisis por el caso ‘La Masía’, que ya se había llevado por delante antes a Guillermo Amor y a Albert Puig.

Sus declaraciones

tras la derrota en Anoeta han acabado por sentenciar a Zubizarreta después de que Bartomeu haya metido la directa en las últimas semanas en las que ha dado un puñetazo en la mesa en diferentes áreas y ha renovado tanto el área ejecutiva como la directiva.

Sin Zubizarreta, Bartomeu se ha quedado sin el paragüas necesario. Parece el presidente dispuesto a echar el resto en unos meses en los que se juega continuar al frente del club y lo quiere hacer con su gente. La decisión es arriesgada, porque el Barça se queda sin director técnico justo cuando estará un año sin poder fijarse en el mercado por la sanción de la FIFA. Todo demasiado precipitado, en la víspera de Reyes y a las cuatro de la tarde. Previsión cero.

Poco después del anuncio del club, Puyol ha decidido poner fin a su relación con el Barça. Asegura que en tres meses y medio ha podido ver «el otro lado del club«, pero que su deseo es «experimentar otras cosas desde otra perspectiva y desde otros lugares«. Espera regresar en un futuro y admite que le hubiera gustado despedirse de todos con las botas puestas, pero «la vida no es siempre como uno desea«. Su comunicado aquí.

 

Comparte este artículo

Artículos relacionados

Artículos recientes

Síguenos