Barça y Real Madrid: Champions, sorteos y suerte

El carácter agonístico del Barça se demuestra hasta en el resultado de los sorteos europeos. La susceptibilidad nos lleva a pensar que todo está atado y bien atado, que hay bolas calientes y frías para determinar la suerte de una gran competición como es la Liga de Campeones, pero tarde o temprano si quieres ganarla te tienes que medir con los mejores y muchas veces el camino no es lo que importa, como lo demostró el equipo azulgrana la temporada pasada, cuando para ser campeón de Europa dejó por el camino a los campeones de las grandes Ligas Europeas.

Que durante el sorteo, la primera eliminatoria fijada haya sido la del rival más débil (Wolsfburg) frente al Real Madrid ha vuelto a destapar el tarro de las sorpresas. Pero habrá que convenir que en el fondo hay equipos con más estrella que otro en los sorteos y no compraremos la teoría de la temperatura de las bolas, ¿no?:

Cuenta la leyenda que desde los tiempos en que Raimundo Saporta era el todopoderoso vicepresidente del Madrid, los sorteos de la Copa de Europa de la época del blanco y negro se manipulaban utilizando bolas frías y calientes. La trampa era sencilla, la persona de confianza elegida para sacar las bolas tenía que elegir una fría y una caliente. Así se evitaban emparejamientos no deseados con una apariencia legal y sin que nadie pudiera sospechar….

José María Casanovas, en Sport (diciembre 2011)

Otra cosa diferente es constatar en las últimas diez ediciones de la Champions (2006-07), la suerte que han tenido Real Madrid y Barcelona en los sorteos de cuartos de final. A partir de ese momento, se pueden alimentar, o no, cualquier tipo de elucubración:

Sin contar las cuatro primeras ediciones en las que el Real Madrid quedó eliminado en octavos de final, el Barça en este periodo cayó en octavos en una ocasión, tuvo un sorteo favorable ante el Schalke y dos complicados frente al Bayern de Múnich y Arsenal. Tottenham y Shakthar son rivales de nivel parecido (2010-11), el Apoel es infinitamente peor que el Milan (2011-12) y el Galatasaray al Paris Saint Germain (2012-13). El Atlético de Madrid de la temporada 2013-14 era superior al Borussia Dortmund y el año pasado Atlético y PSG podrían considerarse rivales de igual entidad. Este año, evidentemente, no hay color. ¿Causalidades? ¿El destino? Pensad lo que queráis.

Comparte este artículo

Artículos relacionados

Artículos recientes

Síguenos