1-0: Barça y Atlético lo dejan para el Calderón

Con los consabidos (y ridículos por insuficientes) veinte segundos de silencio por el fallecimiento del socio número 1 del Barça arrancó la final anticipada de la Copa del Rey, encuadrada en unos cuartos de final con primer asalto en el Camp Nou. En las gradas, 62.000 almas de carámbano esperando calentar palmas a fuerza de aplausos.

Pronto hubo ocasión de hacerlo. En lo que luego resultó ser la mejor jugada de la primera parte, Messi y Alves se quitaron medio Atlético de encima en una baldosa de la banda derecha y el argentino cambió al área hacia Suárez y Neymar para que este último pusiera a prueba la agilidad de Oblak. Fue el comienzo de un cuarto de hora de tiranía azulgrana. Los colchoneros no daban abasto para achicar balones y el Barça parecía que iba a repetir el rodillo del partido liguero.

Nada más lejos de la realidad. Hace un par de semanas el Atlético parecía ensimismado. Hoy estaba cómodo, a la expectativa, a sabiendas de que el partido dura 180 minutos. El objetivo era volver vivo al Calderón. Apretó los dientes en la presión y estiró las lineas para lograr su jugada más efectiva: una falta lateral o un córner para rematar de cabeza. Sin embargo, ni Torres, ni Godín pudieron con unos Piqué y Mascherano especialmente enchufados.

Los centrocampistas de Luis Enrique, acusados esta temporada de ser simples recuperadores de balones, dieron un recital de control de balón que, si bien infructuoso, fue jaleado en algunas ocasiones por el respetable. Con un clamoroso fallo de Luis Suárez ante Oblak terminaron la primera parte y la participación de Torres, que se quedó en las duchas para beneficio de Mandzukic.

La segunda parte fue un calco de los últimos 20 minutos: dominio local y comodidad visitante. Con toda la magia de los primeros compases desaparecida, los dos equipos parecieron encomendarse a una jugada aislada que inclinara la balanza.

Ese factor desequilibrante pudo ser la actuación del colegiado González González quien, dado que nadie quería coger el protagonismo del partido, se arrogó el papel principal de villano en varias acciones mal juzgadas en lo disciplinario. La desesperación de Suárez y Mascherano en un par de jugadas les valieron sendas tarjetas amarillas que despertaron al culé somnoliento de su butaca.

En los últimos compases estuvo la verdadera chicha de la jornada copera. Un penalti claro de Juanfran sobre Busquets en el 84 sirvió para que Messi marcara el 1-0 definitivo en el rebote a la parada de Oblak, y Godín y Gabi vieron sendas tarjetas. La del uruguayo, además, le impedirá jugar el partido de vuelta. Quién sabe si, de los 180, estos habrán sido los minutos decisivos…

FICHA TÉCNICA

Estadio Camp Nou. 62.225 espectadores.

Árbitro: José Luis González González (colegio castellano-leonés). Amonestó a Juanfran (44′), Suárez (78′), Mascherano (79′), Mandzukic (82′) y Godín (90′).

FC BARCELONA: Ter Stegen; Alves, Piqué, Mascherano, Alba; Busquets, Rakitic (Xavi, 76′), Iniesta (Bartra 87′); Suárez, Neymar Jr. y Messi.

ATLÉTICO DE MADRID:  Oblak; Juanfran, Miranda, Godín, Siqueira; Mario, Gabi (Giménez 87′), Koke, Arda; Griezmann (Raúl García, 65′) y Fernando Torres (Mandzukic, 45′).

Goles: 1-0 Messi, 84′.

Comparte este artículo

Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Share on pinterest

Artículos relacionados

Artículos recientes

Síguenos