0-2. El Barça pulveriza al Espanyol para seguir líder

El Barça sigue como líder de la liga española después de vencer con solvencia al Espanyol (0-2) en el Power8 Stadium. Neymar y Messi anotaron los tantos en el partido que sirvió para que Xavi Hernández celebrar su aparición número 500 en el torneo doméstico con la camiseta azulgrana.

Dos minutos tardó el Barça en dejar claro que no había salido de paseo por Cornellà. Ese fue el tiempo que tardaron Suárez, Messi y Neymar en encontrarse por primera vez y en hacerle ver a Casilla que iba a tener que ganarse el sueldo. El portero blanquiazul repitió parada milagrosa tres minutos después al desviar un cabezazo del delantero uruguayo, cada vez más influyente en el juego barcelonista.

Con un Messi que se movió como quiso, jugó con su marcador como le apeteció y movió siempre el balón con criterio, el Barça abrió el marcador rebasado ya el cuarto de hora cuando el argentino lanzó un certero pase en diagonal para Alba, cuyo centro remató Neymar a la red aprovechando la inteligente acción de Luis Suárez, que dejó pasar el balón arrastrando a los centrales.

Como en Sevilla, el equipo de Luis Enrique dominaba a su antojo el partido, con una posesión que, más allá de superar el 80%, se tradujo siempre en peligro y dejó a los futbolistas locales persiguiendo sombras y llegando tarde incluso para frenar a los culés con faltas. Y ocurre que, de vez en cuando, el fútbol tiene algún rasgo de lógica y premia el esfuerzo y el buen juego con el gol. El segundo, en el minuto 24, llegó tras una gran jugada colectiva. Iniesta, resucitado por segundo partido consecutivo, picó un pase a Suárez y éste, en posición dudosa, asistió a Messi para que el 10 recibiera la recompensa a su gran actuación con un tanto.

A partir de ahí y hasta llegar al descanso, el Barça levantó algo el pie del acelerador, pero siempre sin permitir al Espanyol meterse en el partido y concediendo el único disparo a puerta a los periquitos en el minuto 27.

Como era de esperar, el equipo local intentó dar un paso adelante tras el intermedio, aunque ese paso no se tradujo más que en dos lanzamientos de esquina consecutivos. Pero entonces apareció Mateu Lahoz para reclamar su cuota de protagonismo expulsando por dos amarillas en la misma jugada a un Jordi Alba que no destacó precisamente por su inteligencia en esa acción. Quedaba todavía más de media hora de juego.

Incluso con diez futbolistas, pudo el Barça haber redondeado el marcador antes de la reestructuración que hizo Luis Enrique reemplazando a un muy buen Rafinha por Mathieu. Primero Messi, que lanzó al palo, y luego Neymar, que disparó alto, tuvieron la oportunidad de sentenciar –si no lo estaba ya– el encuentro.

No supo ni pudo el Espanyol inquietar a Bravo más que en alguna jugada aislada (como la de Stuani en el minuto 86) producto más de la inercia que del juego, como tampoco sabe ni puede vencer al Barça desde que inauguró su estadio en Cornellà. Con el Bayern en mente, el once de Luis Enrique sigue decidido a no dar opciones a sus rivales en la liga y ha solventado los últimos partidos complejos con una excelente racha de resultados.

FICHA TÉCNICA

Power8 Stadium. Unos 35.000 espectadores.
Árbitro: Mateu Lahoz (Comité Valenciano). Amonestó a Sergio García (22′), Álvaro (58′), Arbilla (62′), Lucas (72′), Cañas (79′), Busquets (83′). Expulsó por doble amarilla a Jordi Alba (ambas en el 53′) y Héctor Moreno (las dos en el 91′).

RCD ESPANYOL: Casilla, Arbilla, Álvaro, Moreno, Duarte, Lucas, Cañas, Abraham (Sevilla, 60′), Álvarez, Sergio García y Caicedo (Stuani, 69′).

FC BARCELONA: Bravo, Alves, Piqué, Mascherano, Alba, Busquets, Rafinha (Mathieu, 64′), Iniesta (Xavi, 87′), Neymar, Suárez (Rakitic, 79′) y Messi.

Goles: 0-1, Neymar (17′); 0-2, Messi (24′).

Lee el 1×1 del Espanyol-Barça

Comparte este artículo

Compartir en whatsapp
Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en email
Compartir en pinterest

Artículos relacionados

Artículos recientes

Síguenos